RedPsicologia > Biblioteca > Diccionario de psicologia genetica

 

ARTIFICIALISMO

 

Creencia infantil según la cual las cosas han sido construídas por el hombre, o por una actividad divina análoga a la forma de fabricación humana (8,46). Esta 'artificialización' de las cosas naturales es, junto al realismo, al animismo y al finalismo, una de las tendencias intelectuales del niño fundadas en su perspectiva egocéntrica, y comienza a aparecer en el periodo preoperatorio.

 

1. Concepto.- El artificialismo es la tendencia "a considerar los fenómenos físicos como productos de la creación humana, a creer que todos los objetos y hechos del mundo que nos rodea fueron hechos por hombres con propósitos específicos, antropocéntricos" (18,301). En el origen de esta tendencia hay una indiferenciación entre el yo y el mundo, resultante a su vez de la perspectiva egocéntrica del niño.

El artificialismo no contradice al animismo en la mente infantil "ya que, según ellos, los bebés mismos son, a la vez, algo construído y perfectamente vivo. Todo el universo está hecho de esta forma: las montañas 'crecen' porque se han plantado las piedras después de fabricarlas; los lagos han sido excavados y, hasta muy tarde, el niño se imagina que las ciudades han existido antes que sus lagos, etc" (8,46).

 

2. Etapas.- "En los estudios [de Piaget] sobre el artificialismo se formularon a los niños preguntas relativas a los orígenes de una amplia variedad de fenómenos naturales: sol, luna, estrellas, lluvia, cielo, nubes, noche, trueno, rayo, nieve, hielo, ríos, lagos, mares, árboles, montaña, tierra y muchos otros. Piaget halló que las respuestas de los niños más pequeños ante esas preguntas son acentuadamente artificialistas; con el desarrollo, el artificialismo desparece de modo gradual para ser reemplazado por concepciones más naturalistas. Un ejemplo representativo es la concepción que tiene el niño sobre la naturaleza y el origen de la noche, una parte de lo que Piaget llama la 'meteorología' del niño" (18,303).

Al respecto, "describe cuatro etapas en la concepción de la noche que tiene el niño, En la etapa 1, el niño conceptualiza el origen de la noche solamente en términos de su uso ("así podemos ir a la cama"). Está más preocupado por un "porqué" (finalista-artificialista) que por un "cómo"; la noche es la servidora de la necesidad de dormir que tiene el hombre, pero presta poca atención al mecanismo concreto que la produce. En la etapa 2, el niño le atribuye un mecanismo casi naturalista, aunque aún conserva el deseo de Dios o del hombre como causa última; la noche es una nube negra que llena la atmósfera. La etapa 3 marca un nuevo paso hacia una explicación naturalista. La noche ya no es una sustancia (es decir, una nube negra); antes bien, se la define negativamente como el resultado de nubes que no dejan ver la luz del día; ahora es una sombra antes que una sustancia. En la etapa 4 se concibe que la noche es el resultado de la caída del sol. La explicación es del todo naturalista; el niño no hace tentativa alguna de introducir las necesidades y deseos del hombre como causa" (18, 303- 304).

 

3. Una raíz del artificialismo.- Hemos indicado la perspectiva egocéntrica infantil como una fuente del artificialismo. Piaget menciona además otra, relacionada con la necesidad del niño de indagar ´los 'porqués' antes que los 'cómo'.

Así, la sucesión de las cuatro etapas antes indicadas muestran una disminución progresiva del artificialismo debida al intento de hallar explicaciones que se adecuen cada vez más a la realidad física. Indica Piaget que "el orden de sucesión de estas etapas, en particular las dos primeras, indica a las claras una de las raíces del artificialismo del niño: él comienza a interesarse en el 'porqué' de las cosas antes de tener algún interés por los 'cómo'. En otras palabras, parte del postulado implícito de que todo tiene algún significado en el orden de las cosas: todo es concebido de acuerdo con un plan y este mismo plan es visto como una contribución al bienestar de los seres humanos" (18,304). Pablo Cazau

 

(8) Piaget Jean, "Seis estudios de psicología", Barcelona, Seix Barral, 1968, 2° edición.

(18) Flavell John, "La Psicología evolutiva de Jean Piaget", Buenos Aires, México, Paidós, 1991.